Charlotte Flair: La crónica anunciada de una reina caída

El conflicto de la reina con Becky Lynch sólo sería la punta del iceberg de una convivencia imposible.


Charlotte Flair está en la mira del mundo del pro-wrestling con la persona indeseable número 1 de la industria, al grado que se ha especulado su despido de WWE por severos actos de indisciplina. ¿Una lucha de egos o un llamado desesperado para ir a AEW?


ACTO 1: La mente de Charlotte no está en WWE

Charlotte Flair es captada en Gómez Palacio, Durango, tierra natal de su pareja Andrade, mientras en Arabia Saudita se desarrolla una triple amenaza por el título femenino de SmackDown, aunque los planes incluían un winner takes all por el campeonato de RAW.


La campeona se habría rehusado a los planes de los creativos de World Wrestling Entertainment (WWE) con respecto a su reinado en la marca roja, pues esto la haría ver débil con respecto a Becky Lynch, quien ha recibido el reflector en los últimos años.


ACTO 2: La incomodidad evidente en televisión

En la edición de SmackDown del 22 de octubre, el segmento principal fue el intercambio de títulos entre Lynch y Flair, el cual vio una lucha de egos entre ambas campeonas, estirando la mano para que la otra no alcanzara el cinturón, como un juego infantil.


O con una tirando el campeonato al suelo para que la otra resultara humillada al levantarlo. Al ver dicho segmento, el público tuvo la sensación de que el odio entre ambas era real, lo que ensalzó la rivalidad, pero provocó que la situación fuera difícil de ver.


INTERLUDIO: La pelea trasciende los cuadriláteros

Mike Johnson de PW Insider reveló que ambas superestrellas tuvieron un altercado real al final del show en Wichita, Texas, pues Flair alegó que Lynch intentó deliberadamente hacerla ver mal, mientras que The Man enfureció por tirarle el cinturón.


Posteriormente, los fans se percataron en una repetición del programa que el encuentro entre ambas luchadoras fue editado, lo que despertó las especulaciones de que el altercado incluso sucedió en la transmisión en vivo de SmackDown.


ACTO 3: ¿Un trato injusto a una 14 veces campeona de WWE?

Fightful Select aprovechó la incertidumbre al respecto del pleito entre Becky y Charlotte para revelar cuáles eran los planes originales para el intercambio de títulos hasta que la hija de Ric Flair saboteó la idea.


“El guion original pedía que Becky le quite el título a Charlotte y presumiera ser Becky Two Belts antes de que Sonya Deville le exigiera que entregara su título”.

Desde antes del programa, la máxima ganadora de la división femenina expresó su inconformidad con el script, aunque se decidió hacerlo de cualquier manera. En bastidores, la gente de staff auguró un resultado inconveniente para la empresa.


ACTO 4: La huida de Charlotte con escoltas incluidos

Mike Johnson informó que Charlotte Flair abandonó el backstage de WWE por el consejo de un oficial e incluso fue escoltada para salir del lugar inmediatamente para ir a Orlando, Florida, para apoyar a Andrade en AEW Dynamite.


"La discusión entre bastidores después del segmento tuvo lugar en la zona de Gorila Position. Después de la confrontación, se le pidió a Flair que abandonara el lugar para evitar más problemas. También se nos dice que fue escoltada por un oficial de WWE".

Johnson también reveló que Sasha Banks quedó por debajo de ambas, aunque el objetivo era que Flair quedara como la chica mala y que The Boss fuera la protagonista; sin embargo, la gente le dio más importancia al pleito, lo que causó malestar en el vestuario.


ACTO 5: Una reina sin amor ni reverencias

De acuerdo con los informes de PWTorch, el malestar existente hacia The Queen, que no proviene únicamente de Vince McMahon o de algunos oficiales de la compañía sino también de sus compañeras de vestidor.


El sentimiento predominante en el vestidor estuvo del lado de Becky. Una luchadora dijo que la irlandesa es vista como una heroína por enfrentarse a Charlotte, quien ha alejado a sus colegas detrás del escenario con problemas de actitud.


ACTO 6: ¿Se acabó la paciencia para Charlotte?

Aunque hasta el momento no se han revelado las identidades de quienes están molestas con Flair, se sabe que la reina alegó que todo se trató de un accidente y que la empresa de los McMahon ya está buscando vías para castigarla por su comportamiento.


Dave Meltzer aseguró que WWE puede despedirla, pero los altos mandos no quieren porque eso significaría su llegada a All Elite Wrestling (AEW), por lo que la primera opción sería suspenderla o llegar a un acuerdo, pues “tienen las manos atadas”.


La principal razón por la que Flair no será despedida es que, según el propio Mike Johnson, a Charlotte todavía le quedan varios años de contrato con WWE, aunque se desconoce exactamente el tiempo por el que habría firmado.


Epílogo: Lo que debe ser y lo que será

La actitud por parte de la actual campeona de SmackDown se agravó desde que tanto Andrade como Ric Flair fueron despedidos de la empresa, mientras que ella se ha visto obligada a mantenerse en la compañía que despreció a su familia.


Andrade “El Ídolo” se encuentra actualmente en la empresa de Tony Kahn, mientras que su padre está programado para debutar, lo que se retrasó por el renacimiento del tema del Avión del Infierno, razón por la que la luchadora estaría forzando su salida prematura de WWE.

102 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo